¿Es constitucional la plusvalia municipal?

 

El impuesto sobre el incremento de Valor de los Terrenos de Naturaleza Urbana (que coloquialmente conocemos como plusvalía) como su nombre indica intenta que el vendedor de un inmueble pague impuestos por esta mayor valoración que surge en el momento de la venta.

Durante los tiempos de bonanza económica no existía duda que el mencionado incremento de valor se producía, dado que, los inmuebles se solían vender por un precio superior al de compra.

La controversia surge cuando, tras la crisis, los inmuebles ya no valen lo que valían en el momento de su compra  y estos se venden por debajo de aquel valor, produciéndose pérdidas. Ya que el método de cálculo del impuesto es del todo artificial pues este se calcula en base a unas reglas matemáticas que no tienen, en ningún caso, en cuenta la ganancia o pérdida real producida en la compra-venta (determinación de la cuota y la Base Imponible según artículos 107 y 108  de la Ley de Haciendas Locales).

Ya ha habido algunos tribunales que han mostrado reticencias respecto de la corrección del mencionado método de cálculo del impuesto (TSJ Cataluña 21 de marzo de 2012; TSJ Madrid 11 de diciembre de 2013) argumentando lo siguiente:

  • Para que el impuesto sea exigible, es necesario que exista un incremento real del valor del inmueble y un cálculo ficticio no puede sustituir a la realidad.
  • Al no cumplirse el anterior requisito, se vulneran los principios de equidad, justicia y capacidad económica que los impuestos deben cumplir.
  • Así pues, si la norma del impuesto no puede interpretarse de otra forma, ésta debería ser declarada inconstitucional.

Recientemente (5 de febrero de 2015) un juzgado de San Sebastián, concretamente, el Juzgado nº 3 de Donostia ha ido más allá en sus reticencias y ha planteado al Tribunal Constitucional si dicha norma puede seguir siendo considerada constitucional.

Por esto, nosotros, desde Plusgestió Assessors legals i tributaris, aconsejamos a cualquiera que venda un inmueble con pérdidas que pague la liquidación del Ayuntamiento que corresponda, pero que justo después de pagarla proceda a recurrirla, solicitando la devolución del importe pagado como un ingreso indebido y quedar a la espera de lo que definitivamente diga el Tribunal Constitucional a este respecto.

Sergio del Olmo
935839925

Share This